22 abril 2024

El hígado graso y esas malas frutas que siendo saludables perjudican al hígado graso


22 abril 2024

- Hoy hablaremos del hígado graso, de cómo no estropearlo más y de cómo podemos tratarlo con una adecuada dieta alimentaria. Dejo aquí un interesante artículo al respecto:
_________________________________________________

Frutas malas para el hígado graso


El hígado es un órgano vital que descompone las grasas, filtra las toxinas y regula el azúcar en la sangre. Cuando acumula demasiada grasa, puede derivar en una condición conocida como hígado graso. Este trastorno no solo afecta la salud hepática, sino que también puede tener un impacto significativo en el bienestar general. Una parte fundamental del manejo del hígado graso es la alimentación. Si bien las frutas son generalmente saludables, algunas pueden ser desfavorables para aquellos que padecen esta afección. Por ello, exploraremos la importancia de este órgano y cuáles son las frutas malas para el hígado graso.

El hígado graso es importante

El hígado, ese órgano en forma de cuña ubicado en la parte superior derecha del abdomen, desempeña múltiples funciones vitales. Es el principal responsable de metabolizar las grasas, convirtiéndolas en energía y eliminando los desechos metabólicos. Además, el hígado filtra las toxinas del torrente sanguíneo y ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre.

Cuando el hígado está sano, puede llevar a cabo estas funciones de manera eficiente, contribuyendo así al bienestar general del cuerpo. Sin embargo, cuando acumula grasa en exceso, puede causar una serie de problemas de salud. El hígado graso puede ser causado por una variedad de factores, incluida la obesidad, la diabetes, el consumo excesivo de alcohol y una dieta poco saludable.


Frutas malas para el hígado graso

Aunque las frutas contienen grasas saludables y son una parte fundamental de una dieta equilibrada, algunas pueden ser problemáticas para quienes padecen hígado graso. Aquí hay algunas frutas que es posible que desees evitar o consumir con moderación si tienes esta condición:
  1. Uvas y Pasas: El consumo de frutas como las uvas y las pasas son una fuente natural de antioxidantes y fibra, también son ricas en azúcares naturales. El consumo excesivo de estas frutas puede elevar los niveles de azúcar en la sangre y contribuir a la acumulación de grasa en el hígado.
  2. Mango y Papaya: Estas frutas tropicales son deliciosas y nutritivas, pero también contienen altos niveles de azúcares naturales, así como fructosa y ácido fólico. Consumirlas en exceso puede aumentar la carga de trabajo del hígado y contribuir al desarrollo del hígado graso.
  3. Cerezas: Las cerezas son conocidas por su rico contenido en antioxidantes y otros nutrientes beneficiosos. Sin embargo, también son relativamente altas en azúcares naturales. Consumirlas con moderación es importante para aquellos con hígado graso.
  4. Plátanos: Los plátanos son una excelente fuente de potasio y otros nutrientes esenciales, pero también son altos en azúcares naturales, que contiene ácido fólico. Consumirlos en exceso puede aumentar la carga de trabajo del hígado y contribuir a la acumulación de grasa.
  5. Coco y Coco Seco: El coco y el coco seco son ricos en grasas saturadas, que pueden contribuir a la acumulación de grasa en el hígado. Limitar su consumo es importante para mantener la salud hepática.

¿Cómo debe ser una dieta para el hígado graso?

Una dieta rica en frutas y verduras es fundamental para mantener la salud en general, pero cuando se trata de hígado graso, es crucial prestar atención a la cantidad y el tipo de frutas que consumes. Además de los problemas directos relacionados con el hígado, como la acumulación de grasa y la inflamación, una dieta inapropiada también puede tener efectos secundarios en otros aspectos de la salud.

Evitar el consumo de azúcares:

El excesivo de azúcares naturales presentes en ciertas frutas aumentan el riesgo de resistencia a la insulina y diabetes tipo 2, lo que a su vez puede empeorar el hígado graso y aumentar el riesgo de enfermedad cardiovascular. Además, el exceso de azúcar en la sangre puede contribuir al aumento de peso, lo que a su vez agrava la condición del hígado graso. Por otro lado, algunas frutas también pueden tener un impacto en los niveles de colesterol. Aquellas que son altas en azúcares pueden aumentar los niveles de triglicéridos, mientras que aquellas ricas en grasas saturadas, como el coco, pueden aumentar el colesterol LDL, el llamado colesterol "malo". Esto puede conducir a una mayor acumulación de grasa en el hígado y aumentar el riesgo de enfermedad cardiovascular.


Alimentos y deporte buenos para el hígado

Es importante tener en cuenta que la dieta es solo una parte del manejo del hígado graso. Otros factores, como la actividad física regular, el control del peso, reducción del consumo de alimentos procesados y alcohol, también son fundamentales. Además, incorporar alimentos ricos en aceite de oliva, con alto contenido de ácidos grasos monoinsaturados, puede ser beneficioso para la salud del hígado. Recuerda que el cuidado de tu hígado es esencial para tu bienestar general y calidad de vida.

Asimismo, es crucial consultar a un médico o a un nutricionista antes de realizar cambios significativos en la dieta, especialmente si se tiene una condición médica preexistente como el hígado graso.

En resumen, si tienes hígado graso, es importante prestar atención a tu dieta y evitar o limitar el consumo de ciertas frutas que pueden ser perjudiciales. Optar por frutas con bajo contenido de azúcar y grasas saturadas, y priorizar aquellas con propiedades antioxidantes, ricas en fibra, y que contengan ácido fólico y fructosa, un tipo de azúcar, puede ayudar.



@etarragó


Cinco de mis mejores refugios




19 abril 2024

La importancia del Magnesio y como incluirlo en nuestra dieta por medios naturales


19 abril 2024

- De unos años a esta parte se ha escrito mucho sobre la importancia del magnesio como componente necesario de nuestra dieta para mejorar nuestra salud. Pues hoy voy a dejar aquí un artículo que nos habla de como introducirlo en nuestro organismo por medios naturales:
_________________________________________________

Estas son las verduras y frutas con más magnesio para prevenir la osteoporosis y aportar energía

Este nutriente ayuda a formar masa ósea y es crucial incluirlo en la dieta para fortalecer los huesos

Estas son las verduras y frutas con más magnesio para prevenir la osteoporosis. (iStock)

10/04/2024 - 16:17

Cuando se busca proteger y fortalecer los huesos se habla mucho del calcio. Un nutriente importante para la salud ósea pero no el único. El magnesio ayuda a formar masa ósea, por lo que incluirlo en la dieta es crucial para prevenir enfermedades como la osteoporosis.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) la define como “una enfermedad caracterizada por una insuficiencia de masa ósea y un deterioro estructural del tejido óseo que provoca un aumento de la susceptibilidad a las fracturas, por lo general de cadera, columna y muñeca”. Una debilidad que en caso de caída o fractura puede ocasionar consecuencias más graves.

Aunque el envejecimiento es la principal causa de la pérdida ósea, la OMS advierte que también puede ocurrir debido a un deterioro del desarrollo de la masa ósea máxima o a la pérdida excesiva en la adultez. Así, recomiendan realizar actividad física, tomar el sol, evitar el tabaco y la ingesta elevada de alcohol, mantener un peso corporal apropiado y llevar una dieta equilibrada con nutrientes que sean buenos para cuidar los huesos. Entre ellos destaca el calcio, el magnesio y la vitamina D.

Los beneficios del magnesio

El magnesio juega un papel importante en muchos procesos que realiza el cuerpo. Como señala el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos, regula la función de los músculos y el sistema nervioso, los niveles de azúcar en la sangre y la presión sanguínea, y ayuda a formar proteína, masa ósea y ADN.

La cantidad de magnesio diaria recomendada para los hombres es entre 400 y 420 mg, mientras que a las mujeres se les aconseja entre 300 y 310 mg. Una deficiencia de este nutriente provocará que nuestros huesos estén menos fuertes ante una caída y sufran antes los efectos del envejecimiento.
Verduras y frutas con magnesio

El magnesio lo puedes encontrar en algunas verduras y frutas que, además, te aportarán otros importantes nutrientes para cuidar tu cuerpo. Las espinacas, la col rizada, la lechuga y el aguacate son grandes aliados para prevenir la osteoporosis.

Como asegura el doctor José Luis Pérez-Castrillón, médico internista y miembro del Servicio de Medicina Interna del Hospital Universitario Río Hortega de Valladolid, "el 30% de los pacientes con fractura de cadera fallece a lo largo del año siguiente tras el evento".

Se afirma que una de cada tres mujeres mayores de 50 años sufrirá una fractura por osteoporosis

Este problema de salud es uno de los que más preocupa a los médicos de cara a los próximos años, y se afirma que una de cada tres mujeres mayores de 50 años sufrirá una fractura por osteoporosis. Una alimentación equilibrada con verduras y frutas es una forma de evitar esta dolencia. El magnesio también está presente en las legumbres, nueces, semillas, cereales integrales, hortalizas de hojas verdes, cereales para el desayuno, leche, yogur y algunos productos lácteos.



@etarragó


Cinco de mis mejores refugios











17 abril 2024

Las nueces y su importante efecto beneficioso para la salud


17 abril 2025

- Nuevamente voy a proponer hoy la ingesta controlada y moderada de los frutos secos, pero hoy voy a hacer especial hincapié en la nuez.

- Dejo aquí un magnífico artículo que nos habla de las bondades que ofrece a nuestra salud tomar nueces de modo habitual, pero, cuidado, siempre con moderación:
_________________________________________________

Cómo afecta a tu cuerpo comer nueces todos los días

NOTICIA15.04.2024 - 09:41H

Las nueces tienen multitud de efectos beneficiosos para nuestro organismo, incluyendo propiedades antioxidantes y antiinflamatorias.

Nueces-Pixabay / 1643606

En España comemos al año cerca de 0,6 kilos de nueces al año, según datos del portal Statista. No cabe duda de que se trata de una de las estrellas a la hora de incorporar frutos secos a nuestra dieta, y se trata de una buena noticia puesto que tenemos evidencias sólidas de que se trata de un alimento muy saludable.

Según explica la Universidad de Harvard (Estados Unidos), las nueces tienen algunas propiedades nutricionales que las hacen muy atractivas. Por ejemplo, contienen varios tipos de ácidos grasos muy saludables, con posibles propiedades antiinflamatorias; y también son ricas en compuestos antioxidantes como los polifenoles además de en minerales como el magnesio que nuestro cuerpo necesita para funcionar correctamente.

Efectos antioxidantes

De hecho, parece ser que las nueces contienen más compuestos antioxidantes que ningún otro fruto seco, como concluyó en 2016 una investigación al respecto publicada en la revista científica Natural Product Communications.

Entre ellos se incluyen, principalmente, la vitamina E, la melatonina y unos compuestos vegetales llamados polifenoles, con conocidos efectos positivos sobre áreas de la salud como la función cardiovascular o incluso sobre el riesgo de padecer enfermedades neurodegenerativas.

Probablemente gracias a su contenido en este tipo de sustancias antioxidantes, parece que el consumo habitual de nueces puede disminuir los niveles de colesterol ldl (el llamado 'colesterol malo' en adultos, según atestigua una investigación de 2022 publicada en Nutrients

Fuente de ácidos grasos omega-3

De manera parecida, las nueces tienen un contenido significativamente mayor de ácidos grasos omega-3 que otros frutos secos, con casi 2,5g por ración. Esta cantidad es suficiente para alcanzar las recomendaciones diarias de este componente en la dieta.

La grasa omega-3 procedente de fuentes vegetales es, concretamente, ácido alfa-linoleico. Se considera una grasa esencial, lo que significa que los seres humanos necesitamos obtenerlo a través de nuestra dieta.

La evidencia científica, como resume una revisión de la literatura publicada en Cochrane Database Systematic Reviews, ha demostrado que el consumo elevado en la dieta de ácido alfa-linoleico puede ayudar a prevenir el riesgo de ciertos problemas cardiovasculares, como enfermedad cardíaca o arritmia cardíaca.

Disminuye la inflamación

La inflamación a menudo viene provocada por el estrés oxidativo, y está en la base de enfermedades como las patologías cardiovasculares, la diabetes de tipo 2, el alzhéimer o ciertos tipos de cáncer.

Pues bien, los polifenoles presentes en las nueces podrían ayudar a combatir el estrés oxidativo y la inflamación, especialmente en el caso de un grupo específico de polifenoles llamado elagitaninos que son particularmente abundantes en este fruto seco.

Otros compuestos presentes en las nueces, como los ácidos grasos omega-3 o el magnesio, también podrían ayudar a reducir la inflamación y, por tanto, a prevenir el riesgo de enfermedades inflamatorias.

Reducir el riesgo de ciertos cánceres

Existen evidencias, como recoge un análisis publicado en la revista especializada Toxins, de que comer nueces frecuentemente puede reducir el riesgo de padecer algunos tipos de cáncer, incluyendo los de mama, próstata y colon.



@etarragó


Cinco de mis mejores refugios




15 abril 2024

Un superalimento barato que está cargado de grandes beneficios para tu salud

15 abril 2024

- Cuando oyes hablar de los superalimentos y ya tienes cierta edad, no te crees casi nada de lo que prometen cuando intentan venderte la bondad del tal superalimento, pero hoy voy a apuntarme a darle veracidad a uno de ellos el cual yo llevo años administrándomelo y, según mi médico más cercano (que fue quien me lo recomendó en su momento), me está aportando grandes y notables beneficios al resultado de mis analíticas de sangre y orina.

- Aquí dejo este magnífico y breve artículo qiue nos habla de las pasas de ciruela:
________________________________________________

El superalimento barato que combate el colesterol, regula la tensión y cuida los huesos

Está cargado de beneficios para la salud. Tomar todos los días cuatro de estos frutos es una forma fácil y asequible de mantener el organismo en condiciones óptimas

(iStock)

Por
23/03/2024 - 13:11

Muchas de las patologías que sufrimos hoy en día, como la hipertensión, el colesterol malo alto, la obesidad o la diabetes, pueden corregirse o mitigarse mediante un cambio de hábitos en la alimentación. En muchas ocasiones basta con quitar varios alimentos de la dieta y agregar algunos otros que nos ayuden con nuestra salud.

Por otra parte, existen los llamados “superalimentos”, sencillos alimentos de nuestro día a día que tienen tantos beneficios para la salud que no entendemos cómo no son más conocidos. Este es el caso de las ciruelas pasas, unas frutas deshidratadas del tamaño de un pulgar que pueden solucionar muchos de nuestros problemas de salud. Es el ejemplo perfecto de que lo bueno viene en frascos pequeños.

Su aspecto es muy parecido al de los dátiles, pero no es una fruta tan exótica como estos. Una ciruela pasa realmente es una ciruela roja de toda la vida, desecada al sol y deshuesada. Al pasar este proceso de desecado, las propiedades de una ciruela común se concentran en un bocado de potente sabor y muy fácil de consumir.

Llenas de vitaminas, fibra y minerales

Muchos de los beneficios de la ciruela pasa vienen por su alto contenido en fibras solubles, como la pectina, y fibras insolubles, como la celulosa y la hemicelulosa. También es una fruta rica en vitamina A, C, K, B1, B2, B3, B6, y minerales como el calcio, el hierro, el potasio, el fósforo, la colina y el magnesio.

Las ciruelas son una fruta abundante en nuestro país, con múltiples beneficios para la salud. (Ededchechine para Freepik)

Si padeces de estreñimiento, lo primero que te recomiendan algunos médicos es tomar un par de ciruelas pasas por la mañana. Las ciruelas contienen sorbitol, un laxante natural. Además, esta fruta desecada tiene fibras solubles, como la pectina, y fibras insolubles, como la celulosa y la hemicelulosa. Estas fibras ayudan a formar un gel en el tracto digestivo, aliviando el estreñimiento.

Su contenido en pectina también ayuda a que la grasa de los alimentos no se absorba en su totalidad, protegiendo al organismo de la acumulación de colesterol malo. A su vez, el contenido en vitamina C y K ayuda a proteger las arterias y reduciendo el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, como el infarto de miocardio y la aterosclerosis. Su contenido en flavonoides también ayuda a regular la tensión alta.

Foto: iStock.

Las ciruelas pasas también favorecen a las mujeres menopáusicas a absorber mejor el calcio, reduciendo el riesgo de osteoporosis. Son recomendadas también a personas diabéticas, ya que el pico de glucemia comiendo ciruelas es menor que tomando azúcar. Los nutricionistas recomiendan consumir diariamente entre 2 y 4 ciruelas pasas, dependiendo de las necesidades de cada persona y de su estado de salud.



@etarragó


Cinco de mis mejores refugios




12 abril 2024

Prebióticos y Probióticos: No son lo mismo




12 abril 2024

- Nos hablan (nos bombardean, más bien), sobre la conveniencia de tomar probióticos, un día, y al otro nos dicen que lo que debemos tomar siempre son prebióticos y con ello nos arman el "taco" pues no estamos preparados para entenderlo y demasiadas veces por que nos da vergüenza preguntarlo.

- Hoy dejaré aquí un corto, claro y conciso artículo de la revista de consultas de la Clínica Mayo donde nos aclara lo que afirma el título de esta publicación:
____________________________________________

¿Qué son los probióticos y los prebióticos?


Los probióticos son alimentos o suplementos que contienen microorganismos vivos destinados a mantener o mejorar las bacterias "buenas" (microbiota normal) del cuerpo. Los prebióticos son alimentos (generalmente con alto contenido de fibra) que actúan como nutrientes para la microbiota humana. Los prebióticos se utilizan con la intención de mejorar el equilibrio de estos microorganismos.

Los probióticos se encuentran en alimentos como el yogur y el chucrut. Los prebióticos se encuentran en alimentos como los granos integrales, las bananas, las hortalizas de hoja verde, las cebollas, el ajo, la soja y las alcachofas. Además, se agregan probióticos y prebióticos a algunos alimentos y están disponibles como suplementos alimentarios.

Se está investigando la relación de la microbiota intestinal con las enfermedades. Los beneficios para la salud de los probióticos y prebióticos actualmente disponibles no se han probado de manera concluyente.

Sin embargo, los efectos secundarios son poco frecuentes y la mayoría de los adultos sanos pueden incorporar con seguridad alimentos que contienen prebióticos y probióticos a su alimentación. Las investigaciones futuras pueden conducir a probióticos avanzados con mayor potencial para mejorar la salud.

Si estás considerando tomar suplementos, consulta con el médico para asegurarte de que sean adecuados para ti.



@etarragó


Cinco de mis mejores refugios




10 abril 2024

Hoy, aceite de girasol para freír: ¿Es adecuado?


10 abril 2024

- En la última publicación hablábamos del aceite de oliva y los males en nuestra salud que puede provocar si se toma el aceite recalentado a cucharadas, por ejemplo, pero hoy vamos a incidir en el asunto pero con el aceite de girasol, a veces tan denostado, a veces tan aplaudido.
________________________________________________

¿Es adecuado freír los alimentos con aceite de girasol?

El aceite de girasol es, junto con el aceite de oliva, uno de los aceites más consumidos en nuestro país. Y aunque suele usarse mucho a la hora de freír alimentos, ¿se trata de una opción recomendada?

Publicado por Christian Pérez
Creado:27.01.2022 | 18:58   - Actualizado:17.11.2023 | 13:23

Se obtiene a partir de las semillas de girasol. Y, desde un punto de vista nutritivo, es un aceite vegetal muy rico en vitamina E (conocida por sus elevadas cualidades antioxidantes), y omega 6 y algo menos en omega 3.

En la cocina, suele ser una opción fundamental a la hora de elaborar mayonesas. Además, también puede ser útil para hacer vinagretas con las que condimentar las preparaciones. Pero, sobre todo, es un aceite de elección a la hora de hacer postres y dulces, sobre todo fritos. Lo que nos lleva a una pregunta muy interesante, ¿se trata, realmente, de una opción adecuada para freír alimentos?

¿El aceite de girasol es una opción apta para freír alimentos?

Es cierto que, el sabor suave o neutro y el alto punto de humo del aceite de girasol lo convierten en una de las opciones preferidas para freír. Es más, tiende a ser absolutamente seguro cuando se cocina a una temperatura elevada, durante un período de tiempo prolongado.

No obstante, esto no significa que sea una opción nutricionalmente adecuada cuando se convierte en el único aceite vegetal en la cocina. Esto se debe a que contiene altos niveles de omega 6. Se sabe que un consumo elevado de estos ácidos grasos puede causar inflamación en el cuerpo, por lo que es mejor utilizarlo con moderación.

De forma similar, el aceite de canola es considerado como otro aceite con un elevado punto de humo, haciéndolo también adecuado para freír.

Algunos consejos que debes tener en cuenta a la hora de freír con aceite de girasol

Consejos al freír con aceite de girasol    -  Foto: Istock

¿Cuántas veces se puede utilizar para freír?

Como hemos visto, el aceite de girasol se considera saludable, y puede ser utilizado para freír. Sin embargo, la respuesta es un poco más compleja, ya que depende de para qué tipo de fritura haya sido utilizado.

Por ejemplo, si ha sido usado para freír alimentos empanados o rebozados, es posible usarlo tres o cuatro veces. En el caso de que se hayan utilizado alimentos “más limpios”, como cebollas o patatas fritas, es posible reutilizarlo hasta ocho veces como máximo.

Aunque, en este caso, la OCU indica que tanto el aceite de girasol alto oleico como el aceite de oliva virgen extra podrían utilizarse hasta un máximo de 25 veces. Siempre y cuando, claro está, colemos el aceite después de cada uso, y la temperatura no sobrepase nunca los 180ºC.

¿Es posible usarlo en una freidora?

Efectivamente, al igual que el aceite de oliva, es posible usar el aceite de girasol en una freidora, dado que tiene un alto punto de humo, lo que lo hace muy adecuado para freír. Recordar, como hemos visto, que puede ser reutilizado en varias ocasiones, en función del tipo de fritura.

¿Cómo conservarlo bien?

Puedes almacenar el aceite de girasol en la freidora durante más tiempo, siempre y cuando tengas un tipo adecuado de freidora. En la actualidad, las freidoras más modernas incorporan tapas herméticas que ayudan a almacenar el aceite mejor, evitando que se contamine.

Aunque podemos pensar que la mejor opción es conservarlo en un lugar oscuro y fresco (por ejemplo, en la despensa), esta elección únicamente es adecuada cuando vamos a utilizar el aceite a los pocos días. En caso contrario, es mucho mejor optar por conservarlo en la nevera.



@etarragó


Cinco de mis mejores refugios




08 abril 2024

Cuidado con el aceite de oliva recalentado, crudo mejora tu salud, recalentado puede dañarla y mucho


08 abril 2024

- Sabemos que el aceite de oliva y si es virgen extra mucho mejor, pero siempre crudo, si lo recalientas y te lo tomas puede ser un grave enemigo para tu salud.

Delo aquí un interesante artículo sobre el tema:
_________________________________________________

Esto es lo que no debes hacer nunca al usar aceite: daña el cerebro, el hígado y el intestino

Un nuevo estudio en ratas sugiere la posible conexión entre el consumo prolongado de aceites de cocina recalentados y los trastornos cognitivos, por lo que recomiendan dietas ricas en antioxidantes y ácidos grasos omega-3

Esto es lo que no debes hacer nunca al usar aceite: daña el cerebro, el hígado y el intestino. (iStock)

03/04/2024 - 15:00

Todo el mundo conoce los beneficios para la salud que conlleva el uso del aceite de oliva en nuestra dieta diaria. Utilizado como principal grasa de adición para el consumo alimenticio en carnes, pescados, legumbres, cereales o vegetales, su alto valor nutricional supone un factor de prevención para muchas enfermedades.

El llamado oro líquido, adalid de la dieta mediterránea y que ha perdurado desde hace siglos en nuestras costumbres gastronómicas, contiene un alto volumen de ácido oleico, grasas de origen vegetal, betacarotenos y vitamina E, lo que le confiere propiedades cardioprotectoras y ayuda a disminuir el riesgo de obstrucción en las arterias.

Por este motivo, es muy importante darle un buen uso al aceite que usamos. La fritura, por ejemplo, es un método de cocción frecuente en todo el mundo y que se utiliza a menudo en restaurantes de comida rápida, pero también en la cocina casera. Calentar aceites a altas temperaturas altera su estructura química natural, reduciendo sus antioxidantes beneficiosos y formando compuestos dañinos como grasas trans, acrilamida y aldehídos. Y recalentarlos agudiza mucho más este proceso en cada uso.

¿Qué pasa con el uso del aceite recalentado?

Diversos estudios han asociado el consumo de estos alimentos a enfermedades cardiometabólicas y ciertos tipos de cáncer. Sin embargo, poco se ha investigado sobre los efectos a largo plazo del consumo de aceites de cocina recalentados sobre el metabolismo y el desarrollo de enfermedades. Ahora, un informe de la Asociación de Alzheimer de Estados Unidos ha encontrado un vínculo potencial entre el consumo del aceite frito reutilizado y un mayor proceso neurodegenerativo en ratas.

La investigación sugiere que el aceite recalentado puede aumentar el proceso neurodegenerativo al alterar el eje hígado-intestino-cerebro, que es crucial para mantener el equilibrio fisiológico y que se ha relacionado con trastornos neurológicos y cognitivos. De hecho, reveló que este tipo de dietas conducen a altos niveles de colesterol, colesterol LDL, triglicéridos, AST y ALT y marcadores inflamatorios, junto con un daño considerable a las estructuras del hígado y el colon, lo que apunta a un posible daño cardiometabólico y orgánico.

El consumo de aceites recalentados también provocó estrés oxidativo en el cerebro, especialmente en áreas cruciales para la regeneración, lo que daña potencialmente las neuronas y aumenta el riesgo de enfermedades neurodegenerativas. Por el contrario, las ratas alimentadas con aceites sin calentar mostraron mejores marcadores de salud cerebral.

El aceite recalentado aumenta el proceso neurodegenerativo al alterar el eje hígado-intestino-cerebro, relacionado con estos trastornos

Para mitigar los efectos nocivos del consumo de aceites recalentados, los expertos recomiendan seguir dietas ricas en ácidos grasos omega-3 y nutracéuticos como la curcumina y la vitamina E, que se pueden encontrar en la cúrcuma, las almendras y otro tipo de alimentos. La incorporación de antioxidantes, fibra, fruta, verdura, frutos secos y té verde puede reducir el estrés oxidativo y la inflamación, protegiendo así el cerebro. También recomiendan los alimentos probióticos, como el kéfir y el kimchi, para la salud intestinal y hepática.



@etarragó


Cinco de mis mejores refugios